Fue el “animal más bello del mundo”. Y su melena castaña y ojos verdes conquistaron primero Hollywood y más tarde todo el universo, aunque su corazón siempre perteneció a Frank SinatraAva Gardner fue un icono del siglo XX y un mito del Séptimo Arte. Siempre se vanaglorió de ser dueña de sí misma, temperamental y elegante. (Vogue)


Pronto hablaremos más de ella, encontré una ruta curiosa de los bares que frecuentaba Ava Gardner en Madrid. Yo creo que la voy a hacer, sin llegar a los hitos etílicos de la diva. Seguiremos hablando de ello.