Drive es el tipo de película que entusiasmará a unos y conseguirá que otros la detesten. Todavía estoy pensando en que bando me decanto, y la balanza se va decantando al “aprobado alto”, pese a que todavía estoy procesando. 

Mis dudas residen en que tiene un nivel excesivo de violencia, que mi inicio de gastroenteritis no toleró muy bien, y es un pelín oscura, cosa que a la vez es la base de una imagen y banda sonora, a cargo de Cliff Martínez, que me ha gustado mucho. Por lo menos he visto algo distinto, bien creado y que me ha hecho salir del cine, dubitativa, y valorando que Nicolas Winding Refn ha sido arriesgado y creativo.

Ryan Gosling, interpreta inquietantemente bien a Driver, un tipo solitario que trabaja en un taller de día, y conduce para criminales y escenas de riesgo en películas en su vida paralela. Un tipo que trasmite inexpresividad, psicopatía y soledad, y a su vez es noble hasta el extremo, una mezcla nada fácil de plasmar. Los fans de Mad Men pueden verse llamados por la presencia de Christina Hendricks en versión choni mafiosa, nada que ver…

Destacar además que el film lleva acumulados esta retahíla de nominaciones y premios. 

2011: Festival de Cannes: Mejor director

2011: Premios BAFTA: 4 nominaciones, incluyendo mejor película, director y montaje

2011: Oscars: Nominada a mejores efectos sonoros

2011: Globos de Oro: Nominada a Mejor actor secundario (Albert Brooks)

2011: Critics Choice Awards: Mejor película de acción. 8 nominaciones

2011: Círculo de críticos de Nueva York: Mejor actor de reparto (Albert Brooks)

2011: Satellite Awards: 4 premios, incluyendo director y actor (Gosling). 8 nominaciones

2011: Independent Spirit Awards: 4 nominaciones, incluyendo mejor película y director

2011: Asociación de Críticos de Los Angeles: Nominada a mejor banda sonora


Ustedes dirán.